La “Operación Status” desbarató una de las estructuras más poderosas de lavado de dinero y narcotráfico en la región

La “Operación Status” desbarató una de las estructuras más poderosas de lavado de dinero y narcotráfico en la región

La “Operación Status” fue capaz de desbaratar una de las estructuras más poderosas de narcotráfico y lavado de dinero en la región. Para el historial de operativos contra el crimen organizado, este trabajo investigativo se erige como el más importante a nivel internacional entre Paraguay y Brasil, no solamente por la envergadura de los resultados, sino también por la participación conjunta de la Secretaría Nacional Antidrogas, (SENAD), el Ministerio Público y la Policía Federal del vecino país desde los primeros pasos en las acciones de inteligencia, en el mismo nivel de responsabilidades.

El viernes último la comitiva fiscal-policial realizaró 15 allanamientos en simultáneo a lujosas propiedades del clan "García Morínigo", esquema familiar que construyó un poderío económico colosal en ambos países a partir del crimen y de esa manera se logró identificar plenamente la columna vertebral de la organización.


Según explicó el ministro de la SENAD, Arnaldo Giuzzio, las actividades de lavado de dinero operaban a través de casas de cambios y otras empresas con capacidad de movilizar grandes volúmenes de dinero y eran conducidas por el grupo familiar, es decir por "el clan García Morínigo" que estaba conformada por:

  • Emidio Morínigo Ximenes (Líder de la organización)- brasileño, capturado y expulsado.
  • Jefferson García Morínigo. (Hijo y jefe de la organización)- brasileño, capturado y expulsado.
  • Kleber García Morínigo. (Hijo y colaborador)- brasileño, capturado y expulsado.
  • Julio Cesar Duarte. (propietario de las casas de cambios Uniexpress y Zafra). – paraguayo, capturado.

El análisis de inteligencia y financiero fue articulado con la Secretaría de Prevención de Lavado de Dinero o Bienes (SEPRELAD), que no solamente llevó a la captura de los principales líderes, sino también, al decomiso de los bienes que incluyeron los espacios utilizados para el blanqueamiento de divisas provenientes del narcotráfico, una concesionaria de autos de alta gama, casas de cambio y oficinas contables fueron allanados y finalmente decomisados.

El serio daño patrimonial ocasionado en nuestro país a la estructura teniendo en cuenta solo los inmuebles, ronda los 30 millones de dólares, a eso se le añade el decomiso de una millonaria flota de autos de lujo compuesta por 36 vehículos, 1 tractor, 13 motocicletas, 4  cuaciclones, 1 vehículo Cros y dos embarcaciones.

En cuanto en Brasil la Policía Federal desarrolló unos 42 allanamientos con 8 órdenes de captura en los estados de Mato Grosso, Mato Grosso do Sul, San Paulo, Río de Janeiro y Paraná. En la misma línea que las operaciones en territorio paraguayo se concretaron decomisos de inmuebles por valor de al menos 12 millones de dólares.

La importancia del operativo transnacional y sin precedentes, radica en la colaboración mutua desde el inicio de las averiguaciones, lo que marca una nueva era de acciones conjuntas de inteligencia entre Paraguay y Brasil.

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez dispuso la expulsión de los tres brasileños y líderes del clan, Emidio Morínigo Ximénez y sus hijos, Jeferson y Kleber García, y ya están puestos a disposición de la Justicia brasileña.

 

Fuente: Secretaría Nacional Antidrogas (SENAD).